Nueva normalidad

Nueva normalidad - Magú

Nueva normalidad – Magú

Pues en efecto suena extraño que se hable de “nueva normalidad” al empezar el próximo lunes 18 de mayo a levantar la “Jornada Nacional de Sana Distancia” y reanudar las actividades normales en los “Municipios de la Esperanza”, aquellos que no tienen contagios y no son contiguos a municipios con contagios… porque en 58% de ellos no se ha hecho ni una prueba en 15 días, y cuándo se pidieron detalles de los programas sectoriales o territoriales, se dijo que “se darían oportunamente”, como si liberarlos el sábado o domingo fuera suficiente para reabrir el lunes… Ah, pero es que son 269 municipios en un país con más de 2,500. Así que “no hay prisa”. Por eso, como dice Magú en La Jornada, tal parece que el virus -ese ente que carece de cerebro y que, de hecho, no es formalmente un ser vivo- piensa más lo que va a hacer para atacarnos que nosotros para defendernos… Pero bueno, esa es la “nueva normalidad” que es lo normal desde hace… casi dos años. Todo al “ai’ ze ba“. Y como ejemplo: el Diario Oficial publicó el miércoles una versión “no aprobada” del acuerdo del Consejo de Salubridad General, que le habían entregado para “ir diseñando el documento” pero que no era el aprobado y lo borraron; ayer salió “el bueno” y hoy se publicó una modificación, porque “el bueno” era “el feo” y “el malo” era el que no debieron publicar pero “se les fue”. Así no se puede, de veras… Al menos, si son buenos para el márketing político: “Jornada Nacional de Sana Distancia” en vez de cuarentena obligatoria, “Municipios de la Esperanza” en vez de “nos vale madre su salud” y “nueva normalidad” en vez de “las chingaderas de siempre”. Bien allí.