Alebrije de Morena

Alebrije de Morena - Rapé

Alebrije de Morena – Rapé

Si hay algo que molesta de la política en general y de la mexicana en paticular, es el oportunismo: gente que hoy defiende una agenda y mañana otra; partidos que cambian de alianzas como de ropa interior. No en balde George Bernard Shaw decía: “Los políticos y los pañales deben cambiarse a menudo ¡y por la misma razón!”. Claro que él se refería a cambiar a las personas de los cargos, no a los paridos de bandos. Pues ayer se anunció que la nueva frase de batalla no será “me canso, ganso”, sino “me canso, tucán”: se anunció que Morena, el PT y el partido mierde… perdón, Verde, harán una alianza en la próxima jornada electoral federal para poder “defender el legado de AMLO”. De los dos primeros tiene sentido: ellos lo postularon junto con el PES, quien a pesar de ello perdió el registro y, si bien ya cumplió casi todos los trámites para volver a competir, tiene prohibido ir en alianza en su primera elección -por lo que volverá a perder el registro-. Pero el Partido Verde busca preservar el legado de “con el ganador, hasta que pierda”: no olviden que se alió con el PRI en 1994 para postular a Zedillo, con el PAN en 2000 con Fox y 2006 con Calderón, con el PRI en 2012 para apoyar a Peña Nieto y ahora con AMLO para la intermedia (rompió su racha al apostar por Meade en la elección anterior, pero rápidamente se alineó con Morena en la Cámara de Diputados. Y no precisamente para lograr apoyos en pro de la ecología). En fin, habrá quien les compre la idea, y de todos modos se mantendrán con su 5 a 8% de los votos, empujando fuerte el negocio de la política, hasta que nos acordemos de Shaw y los mandemos al basurero de la historia. Jabaz en Milenio.