Maltrato

Maltrato - Horax

Maltrato – Horax

Durante el fin de semana en San Luis Potosí, un grupo de inconformes interceptó al presidente López Obrador y quería que interviniera en quejas que tienen en contra de un alcalde. Francamente molesto, el presidente les dijo que “no se merecía ese trato” y que no se iba a dejar intimidar por nadie. Nos parece magnífico y tiene razón: no tiene por qué ser molestado, y más por temas que no son de su competencia. Ahora el problema es que pida lo mismo -y obtenga el respeto- de parte del Tío Sam y no nada más de sus gobernados… Horax en Milenio.

Anuncios